Concluyendo: la visión alienígena

Para cerrar la serie le hemos pedido a P.Baladring que incluya sus propias conclusiones, y esto es lo que nos ha enviado. Su teoría es que no hay gilipollas, sino idiotas, entendiendo como tales:

etimologia-idiota-cuadro

Preferimos no entrar en detalles con tan arriesgada hipótesis, así que lean el texto y decidan: Sigue leyendo

Ganemos las instituciones, Ganemos Albacete y Castilla-la Mancha

Ada Colau dio el pistoletazo de salida con Guanyem Barcelona, y parecería que todas las demás ciudades se hayan lanzado a copiar el modelo. No es así porque la simiente ya estaba, pero ha sido el impulso que ha proporcionado la visibilidad necesaria.

Por mi cercanía a Ganemos Albacete he seguido sus inicios, y aunque no participo directamente – no estoy censado en esa ciudad – he observado la forma de construir unión, sus dificultades a la hora de integrar personalidades e ideologías, los sobresaltos que causa el fuego amigo, el mucho trabajo que conlleva, la falta de recursos que pone en riesgo el proyecto, y sobre todo el entusiasmo y esfuerzo de quienes están consiguiendo que el trabajo cuaje en una realidad política.

Mientras, cuando hablo con personas de mi entorno, me encuentro con visiones erróneas de lo que representan los movimientos Ganemos, desde la percepción de que es otro partido político más, hasta la sensación de que esto está hecho y sólo falta esperar la hora de las votaciones en Mayo de 2015.

Nos han estado vendiendo que democracia es votar cada cuatro años, optando entre el malo y el peor. Ya es hora de que dejemos de comprar ese embuste, nos arremanguemos, y nos pongamos a trabajar. TODOS Y TODAS nos pongamos a trabajar. De eso va este escrito, con mi aplauso confesado por quienes se lo curran día a día. Allá vamos.

Sigue leyendo

Castilla-la Mancha, prototipo de la España Popular (III): creando cultura popular

En el primer artículo de esta serie describía el efecto de los cambios introducidos a contrapelo en el sistema electoral para asegurarse la mayoría absoluta. En una segunda parte explicaba cómo el Partido Popular había eliminado de la escena aquellas instituciones que habrían tenido la capacidad de supervisar su acción de gobierno. Tuve que improvisar una adenda para explicar la tropelía que se pretende cometer con la elección de alcaldes, aun siendo consciente de que con ello me salía del ámbito castellano-manchego. En este tercer, y por ahora último artículo con permiso de nuestros ínclitos gobernantes, quiero dejar constancia de que la manipulación más profunda y descarada se ha perpetrado en el ámbito cultural, y que éste es el factor que permite todo lo demás. Así somos. 

El bipartidismo PP-PSOE ha gobernado Castilla-la Mancha sin interrupción desde 1982, siendo entonces el Presidente electo de la Comunidad José Bono, el dirigente socialista menos sospechoso de izquierdismo, nada menos que hasta 2004 ininterrumpidamente. Claramente no es ésta una tierra amante de innovaciones, ni tendente a asumir riesgos políticos. El Partido Popular lo sabe, y hace todo cuanto esté en su mano, aparcando valores éticos y morales, para permanecer en el poder ahora que por fin lo ha alcanzado. Y con más énfasis cuando la actual Presidenta María Dolores Cospedal García ha descubierto lo muy rentable que puede llegar a ser la política.

Ambos partidos explotan cuatro herramientas valiosas para controlar el voto y la acción ciudadana. Y menciono tanto a PP como PSOE, porque éste fue el primero en sembrar, que una cultura no se instaura en unos pocos años, son necesarias décadas.

Sigue leyendo